domingo, 20 de septiembre de 2015

EL AUTOGIRO, UN INVENTO QUE REVOLUCIONÓ LA AVIACIÓN


                            

Todo el mundo conocemos por encima el invento del autogiro y su inventor Juan de la Cierva. Un aparato que teniendo la forma de un aeroplano lleva insertado las aspas de un helicóptero, así que podríamos decir que es un híbrido, o una mezcla de aeronaves.

Juan de la Cierva con uno autogiro
Este invento revolucionó la aviación por varios motivos, podía despegar casi verticalmente, podía volar a una velocidad muy lenta sin detenerse, y reducía el despegue y el aterrizaje, en sentido de tener que utilizar grandes extensiones de terreno, como también la seguridad pues sus aspas que se movían libremente haciendo del autogiro el invento de vuelo más seguro, pues nunca caería en picado.


Pero claro, como siempre todo éxito tiene más de un fracaso anterior, y eso le ocurrió a Juan de la Cierva. Desde pequeño su interés por las alturas fue grande, pues estudió ingeniero de caminos,  puertos y canales, dejando la abogacía como era el deseo de su padre. Su sueño por crear aviones se hizo realidad cuando cayeron en sus manos unos planos dibujados por Pere de la Finca de los Gallos, un granjero mallorquín que no pudo realizar su sueño de llevar a cabo su invento por falta de fondos y contactos.

Planos de construcción de un autogiro
Juan que si los tenía comenzó a desarrollar el invento y a mejorarlo de tal forma que después de las primeras pruebas y patentar este aparato, el autogiro se convirtió, por decirlo así, uno de los inventos más reconocidos de la historia de este país.

Hizo varios modelos, todos llamados C y dependiendo de las mejoras 1, 2, 3 y así sucesivamente hasta que dejaron de fabricarse.


             ¿Pero porque dejaron de fabricarse, si el reconocimiento mundial fue enorme?

Un autogiro sobrevolando la Casa Blanca
Es verdad que el autogiro después de sus presentaciones en varios países cautivó a todo aviador, ademá de gobernantes y empresarios como Henrri Ford, que llegaron a ver el invento como el futuro de la aviación, llegando a ser fabricarae en Japón. 

Pero en la época de los inventos como se le denomina al siglo XX y el desarrollo de las tecnologías que ha sido tan acelerado, que cualquier invento de hoy se considera el prototipo del de mañana.
Aunque la causa principal de su final llegó con la muerte de Juan de la Cierva en 1936 en un vuelo dirección Londres.

Autogiro con la insignia republicana española
Y eso le ocurrió al autogiro tuvo su inicio, esplendor y ahora es un recuerdo, pues el helicóptero, mucho más complejo de maniobrar y menos seguro, comenzó su despegue hasta lo que conocemos hoy, quedando el invento de Juan de la Cierva, como eso, un prototipo y un ensayo de las máquinas voladoras de hoy.


Aquí os dejo un vídeo de varias pruebas de tal invento.



Bibliografía:
Alpoma
Arlay
Educa
YouTube
El País
Educa
Wikipedia

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario